0

En los últimos tiempos mucho se ha hablado de los fitoestrógenos y su relación con la salud. De hecho muchos son los beneficios que aportan al tratamiento de diversas enfermedades, además de ayudar a transitar ciertas etapas de la vida de la mujer. Por ello, es interesante conocer un poco más en profundidad acerca de estos compuestos orgánicos, y saber qué son y para qué sirven.

 

Antecedentes

En algún momento entre los 40 y 60 años, las mujeres experimentan una caída en sus niveles de estrógeno y dejan de tener períodos menstruales al tiempo que suben de peso. El cambio drástico causa problemas de molestos a serios, pero el tratamiento tiene su propio conjunto de riesgos. Muchas mujeres quieren saber cómo tratar esta condición sin tener que tomar hormonas sintéticas.

Para abordar todos los problemas que tienen las mujeres cuando se vuelven menopáusicas, muchos médicos recetan la terapia del reemplazo hormonal, que mantiene los niveles de estrógeno de tu cuerpo a niveles óptimos. Pero muchas mujeres no se sienten cómodas con este tratamiento por su riesgo potencial. Las mujeres que están en tratamiento de reemplazo hormonal corren un riesgo mayor de desarrollar coágulos sanguíneos, enfermedades cardíacas y algunos tipos de cáncer. Por este motivo, puedes beneficiarte si te enteras de alternativas más naturales.

Que son los fitoestrógenos o estrógenos naturales?

Casi un cuarto de las mujeres de mediana edad en los Estados Unidos utilizan suplementos naturales de estrógeno para tratar los síntomas premenstruales o menopáusicos, o para disminuir el riesgo de cáncer de mama.

Los estrógenos regulan diversos aspectos en la mujer, entre ellos el ciclo menstrual, la fertilidad y el crecimiento de glándulas femeninas, como los senos, por ello la importancia de mantenerse con un buen nivel de estrógenos en el organismo.

Los estrógenos naturales son principios activos que se encuentran en las plantas (fitoestrógenos) o en alimentos. Estos compuestos, a su vez aportan beneficios a la salud, a través de las plantas q los contienen.

Existen diferentes tipos, actualmente se conocen alrededor de 30, siendo los más conocidos las isoflavonas y los lignanos. Si bien todos tienen propiedades, las isoflavonas son las más conocidas, gracias a sus capacidad de reemplazar a ciertas hormonas llamadas estrógenos. Estas producen efectos similares, pero no tienen su misma estructura química y se caracterizan, además, por metabolizarse fácilmente.

 

¿Para qué sirven los fitoestrógenos?

Los fitoestrógenos actúan a nivel hepático reduciendo el metabolismo de grasas, por lo tanto ayuda a reducir el colesterol LDL o malo, colesterol total y triglicéridos.

Por otra parte, ayuda a la terapia de reemplazo hormonal durante la menopausia, ayudando a reducir los síntomas propios de dicha etapa de la vida de las mujeres.

Asimismo, se conoce que los fitoestrógenos aumentan la sensibilidad a la insulina, reduciendo los niveles de insulina en sangre, lo cual ayuda a controlar el síndrome metabólico y la diabetes.

Tienen una acción antioxidante que protege las membranas internas de las arterias.

Tienen un efecto vasodilatador, mejorando la circulación de la sangre.

Los fitoestrógenos son compuestos orgánicos y naturales que pueden ayudarte a tener una mejor calidad de vida, por ello incorpora los alimentos que los contienen. No olvides que, ante cualquier duda debes consultar con tu médico.

 

Estrógenos Naturales

Las personas que tienen niveles bajos de estrógeno pueden elevarlo de forma natural al consumir ciertos tipos de alimentos y evitando otros que inhiben la producción de estrógeno.
Alimentos con buen contenido en estrógenos naturales:

Soja,
Aguaje,
Ciruelas,
Aceitunas y
Fresas entre otros
Estos alimentos han sido relacionados con la reducción de los síntomas pre-menopáusicas y posmenopáusicas, aumentando la energía, mejorando los problemas de memoria y aumentando de la densidad ósea.

 

Estudios

Las investigaciones han demostrado que los estrógenos compuestos por plantas, denominados fitoestrógenos, posiblemente podrían bloquear el efecto del estrógeno en el cuerpo y disminuir considerablemente el riesgo de cáncer de mama, según un artículo de noviembre de 2010 del “International Journal of Women´s Health”. Los fitoestrógenos se encuentran en numerosos suplementos dietarios y son promocionados como una alternativa natural a la terapia de reemplazo de estrógenos.

La soja contiene fitoestrógenos, que se encuentra en las plantas y que tiene propiedades similares a la de los estrógenos, lo que insta a los investigadores a estudiar la soja como una alternativa natural del estrógeno. El doctor Greg Burke, a cargo de un estudio mencionado por Lynne L. Hall del Federal Citizen Information Center, sostiene que él y sus compañeros investigadores creen que la soja podría ofrecer los beneficios de la terapia de estrógeno sintético sin los riesgos asociados de salud. Un estudio realizado en el Wake Forest University Baptist Medical Center en Winston-Salem, NC, descubrió que las mujeres que aumentaron su ingesta diaria de productos con base de soja en 20 gramos por día advirtieron una disminución en la gravedad de sus síntomas menopáusicos.

Algunas plantas proporcionan sin lugar a dudas cantidades significativas de fitoestrógenos y pueden impactar en forma medida la fisiología humana; sin embargo, no requieren de la aprobación de la FDA y, por lo tanto, no están sujetas a pruebas exhaustivas antes de salir a la venta. Las mujeres sólo deben elegir productos de alta calidad de proveedores con reputación e informarles a sus prestadores de servicios de salud sobre su uso, dado que los suplementos de hierbas pueden interactuar en forma adversa con otros medicamentos.

 

Leave a Comment

Your email address will not be published.

TOP